Con la llegada del buen tiempo y el incremento de las temperaturas , son frecuentes los baños en el mar y las piscinas.
Hoy os traemos una serie de consejos para proteger adecuadamente los oídos sin renunciar por ello a las actividades propias de la estación.

CONSEJOS:
1.- Evitar nadar en playas , piscinas , ríos.. que puedan estar contaminados:
Factores combinados de gérmenes , bacterias junto con el calor y la humedad , pueden facilitar la proliferación de infecciones en los oídos. Con las consiguientes molestias con las que cursan.

2.-Usar tapones o moldes a mediada para proteger los oídos:
Son protectores a medida que se fabrican en materiales muy flexibles e hipoalérgicos desarrollados para adaptarse con comodidad al conducto auditivo.
De este modo evitamos que nos entre agua en el conducto auditivo. Al sellar por completo el c.a.e, es sumamente útil para los niños que llevan drenajes timpánicos o para protegernos si existe una perforación en la membrana del tímpano.

3.- Zambullirse con precaución:
Una entrada al agua muy brusca ,podría provocar por la diferencia de presión , la entrada de agua en los oídos.

4.-Eliminar la humedad de los oídos después del baño:
Para evitar hongos o infecciones hemos de mantener los oídos libres de humedad, utilizando para ello toalllitas, también podemos inclinar la cabeza si notamos sensación de agua en el conducto.

Para terminar por supuesto , volvemos hacer hincapié en no utilizar útiles como bastoncillos para limpiar los oídos , pues es normal que con la entrada de agua en el conducto , notemos sensación de taponamiento cuando tenemos mucha acomulación de cerumen.
Este hecho se produce porque la cera acomulada en el oído absorbe el agua y se hincha.
En este supuesto si se nos ha formado el tapón , hemos de acudir a un facultativo especializado.

Esperemos que os resulten de utilidad estos consejos.
Feliz verano!!

Moldes de baño Audipedia

Moldes de baño Audipedia